La neurociencia nos ayudará a ser mejores docentes
5 (100%) 5 votes

La disposición emocional del alumno determina su habilidad para aprender”   (Platón)

¿Sabes lo que es la neurociencia? ¿Y lo que está diciendo sobre cómo las personas aprendemos mejor?

Como biólogo que soy siempre me apasionó esta ciencia que nos explica cómo funciona nuestro cerebro; pero como docente hace meses que estoy leyendo las cosas que nos dice la neurociencia y me están cuestionando mi manera de estar y hacer en el aula. Me estoy dando cuenta de que se están encontrando evidencias científicas (no habladurías, opiniones o modas) que nos dicen que tenemos que replantearnos la manera como estamos haciendo las cosas dentro del aula. Lo que me parece más ilusionador de todo esto es que la neurociencia nos está dando pautas muy claras y sencillas de cómo re-enfocar nuestra manera de enseñar para que nuestros alumnos aprendan de una manera mucho más eficaz.

En este artículo te contaré algunas de estas pautas y te compartiré un material que he encontrado que te puede ayudar a ser mejor docente.

He encontrado esta frase por internet: “La disposición emocional del alumno determina su habilidad para aprender” (Platón)

Realmente no sé si esta frase es de Platón; pero eso me da igual. Yo me quedo con que no podemos obviar que ya se puede afirmar científicamente que es la disposición emocional la que hará (o no) eficaces a nuestros alumnos a la hora de aprender) ¡Y este descubrimiento lo cambia todo!

La neurociencia nos está explicando desde hace muy pocos años cómo y por qué sentimos alegría, miedo, asco, sorpresa… y nos dice claramente que esos sentimientos los podemos provocar y utilizar (entiéndeme, en el buen sentido de la palabra) para que jueguen a nuestro favor en el proceso de enseñanza-aprendizaje.

Podemos seguir negándolo todo el tiempo que queramos, pero las emociones y sentimientos que tienen nuestros alumnos les favorecen o impiden el aprendizaje en nuestras asignaturas. Da igual que tú sigas diciendo que los alumnos tienen que venir motivados de casa, o que la labor del profesor es enseñarles los contenidos de una asignatura, o que el profesor no los tiene que “cuidar”, o que la relación personal del docente con el alumno no influye en cómo y cuánto aprende… pero mi experiencia personal es que, en las asignaturas en las que yo he conseguido crear un buen clima y que haya “buen rollo” entre los alumnos y entre ellos y yo, ¡hay una diferencia como del día a la noche respecto a las aulas en las que tengo que estar “con cara de perro”!

Y todo esto que te estoy contando estoy seguro que, en no muchos años, lo estaremos haciendo todos en nuestras aulas. No podemos negar la evidencia, en este caso, científica. Igual que muchos decían que los libros de texto y las clases magistrales siempre iban a estar ahí… y ya ves; las tabletas, los ordenadores e internet están “echando” a los libros de texto fuera de las aulas. Te guste o no, estés de acuerdo o no.

La neurociencia dice que “si el alumno no alcanza ningún éxito, o si los que obtiene no se resaltan y no estimulan su sentimiento de competencia, la ruta del aprendizaje corre el riesgo de ser interrumpida en cualquier momento”. ¿Acaso no estás viendo a estos alumnos todos los días en tu clase? Esos que ya han “tirado la toalla”; esos que dicen: “Total, si haga lo que haga ya no voy a aprobar” Pues o te pones las pilas como docente y les das un motivo y recursos para que logren algún éxito… u os vais a tener que “soportar” mutuamente durante lo que quede de curso ¡Puffffff!

Creo que los que van a ser y estar considerados como buenos profesores en el futuro serán:

  • aquellos que consigan emocionar a sus alumnos en la clase
  • aquellos que transmitan la pasión por aprender
  • los que consigan que sus alumnos disfruten aprendiendo (aunque aprender cueste)
  • esos que enseñen en aulas en las que se “respire” buen rollo
  • los que transmitan a sus alumnos confianza en sus propias posibilidades y capacidades
  • aquellos que sean capaces de sembrar la semilla de la curiosidad en sus pequeñas mentes
  • y los que consigan que sus alumnos experimenten la sensación de triunfo; porque no hay nada que segregue mayor serotonina y dopamina que la sensación que se tiene tras haber comprendido o aprendido algo que antes no sabías.

Así que te animo a leer y profundizar en este apasionante mundo de la neurociencia para que seas de este último grupo de profesores que acabo de describir.

Para terminar esta reflexión me gustaría compartir contigo este material que he encontrado por internet, porque creo que es muy interesante, pues explica la importancia de las emociones en el aprendizaje (pincha en la IMAGEN para verlo)

En un próximo artículo te contaré algunas interesantes ideas que he sacado del libro “Aprendizaje emocionante” de Begoña Ibarrola (PINCHA AQUÍ para leer un resumen del mismo, e ir “haciendo boca”)

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Al enviar un formulario se solicitan datos como tu correo y nombre que se almacenan en una cookie para que no tengas que volver a completarlos en próximos envíos. También se almacenan en nuestro servidor de correo en forma de email para poder dar una contestación a su consulta. Por ello debes de aceptar nuestra Política de Privacidad. Responsable de los datos: Father and Teacher. Finalidad: Dar respuesta a los comentarios del formulario y facilitar su uso. Legitimación: Tu consentimiento expreso al enviar el formulario. Destinatario: contacto@fatherandteacher.com. Derechos: Tienes derecho al acceso, rectificación, supresión, limitación, portabilidad y olvido de sus datos.

Cuando los visitantes dejan comentarios en la web, recopilamos los datos que se muestran en el formulario de comentarios, así como la dirección IP del visitante y la cadena de agentes de usuario del navegador para ayudar a la detección de spam. Una cadena anónima creada a partir de tu dirección de correo electrónico (también llamada hash) puede ser proporcionada al servicio de Gravatar para ver si la estás usando. La política de privacidad del servicio Gravatar está disponible aquí: https://automattic.com/privacy/. Después de la aprobación de tu comentario, la imagen de tu perfil es visible para el público en el contexto de su comentario.